Published On: Jue, Oct 19th, 2017

Un banquero estadounidense rompió con su novia y desató una inesperada venganza

Un banquero estadounidense terminó la relación con su novia, una modelo rusa, quien en venganza manejó su Mercedes Benz hasta la piscina y lo sumergió por completo.

Kristina Kuchma estaba furiosa con Guy Gentile cuando este se negó a ayudarla en un negocio que ella le había propuesto.

El episodio generó una disputa entre la pareja, que tenía más de un año de vínculo. La relación entre los dos culminó durante una cena en las Bahamas, informó el diario estadounidense New York Post.

Así quedó el Mercedes de Gentile
Así quedó el Mercedes de Gentile

“Mentiroso”, le escribió Kuchma a Gentile. Y siguió: “¡Me dijiste que me ayudarías a empezar un negocio! ¡Esas fueron tus palabras! ¿Ahora quieres ser un inversor? Pues, inversor, tengo una sorpresa para ti en tu patio, comienza con esa idea de inversión, primero“.

En 2012, Gentile fue detenido por haber participado de una estafa con acciones fraudulentas. Le ofrecieron una condena negociada: sería informante de la Oficina Federal de Investigaciones (FBI) en Wall Street y no iría a la cárcel. Desde esa posición ayudó a que la autoridades detuvieran a varios corredores de bolsa que se dedicaban a ardides de especulación y así evitó ir a prisión.

Mi corazón se detuvo por miedo a que ella estuviera adentro. No me importó el auto en ese momento. Pero luego de que me di cuenta de que no estaba en él, comencé a enfadarme por lo que hizo”, dijo Gentile al diario estadounidense.

Gentile, que dirige una empresa de inversiones en las Bahamas, contó que la última vez que estuvieron juntos Kuchma le pidió 55 mil dólares para financiar una negocio de marketing que tenía en mente.

Para Gentile la propuesta sobrepasaba la línea entre los negocios y el romance, por eso se opuso. Kuchma entró en furia ante la negativa, salió del restaurante donde se encontraban y perpetró su plan.